jueves, 5 de julio de 2012

Contabilidad Nacional de España del primer trimestre – Sector Hogares

El Instituto Nacional de Estadística acaba de publicar los datos de la Contabilidad Nacional de España correspondientes al primer trimestre de 2012.


La renta disponible del sector Hogares e Instituciones Sin Fines de Lucro al Servicio de los Hogares disminuye un 1,3% en tasa interanual y alcanza los 165.838 millones de euros durante el primer trimestre de 2012. Esta cifra es 2.195 millones de euros inferior a la renta estimada en el primer trimestre del año precedente.

En cuanto a la utilización de esta renta disponible, cabe mencionar que el gasto en consumo final de los hogares ha sido de 166.491 millones de euros, por 163.127 del primer trimestre del 2011, y aumenta un 2,1% en el periodo, lo que hace que el ahorro alcance un montante negativo de 911 millones de euros (una vez tenido en cuenta el ajuste de -258 millones de euros por la variación de la participación neta de los hogares), disminuyendo en 5.473 millones de euros respecto al mismo trimestre del año precedente, en que fue positivo por valor de 4.562 millones de euros. Así, la tasa de ahorro se sitúa en el –0,6% de la renta disponible, 3,3 puntos menos que hace un año.


Podemos observar que en todos los primeros trimestres, el ahorro es menor que en los otros tres.

Atendiendo a la cuenta de capital, el saldo positivo de 1.724 millones de euros de las transferencias netas de capital percibidas no es suficiente para financiar el montante negativo del ahorro y la inversión. La inversión alcanza los 13.404 millones de euros en este trimestre, un 9,6% menos que en el mismo periodo del 2011. De esta manera, el sector obtiene una necesidad de financiación de 12.591 millones de euros (-911 + 1.724 – 13.404), un 4,8% del PIB trimestral.


En el gráfico del ahorro se observa que éste, paradójicamente, aumentó al iniciarse la crisis, aunque las rentas bajaran y se empezara a destruir empleo. Vemos que las rentas tardaron más de un año en bajar, mientras que el consumo bajó inmediatamente, como consecuencia del miedo a la crisis. Ahora, como la crisis no termina y la actividad del país disminuye, los hogares tienen cada vez menos margen para guardar parte del dinero que ingresan, da manera que en el primer trimestre del año, por primera vez desde que arranca la estadística del INE en el año 2000, el consumo de los hogares es superior a su renta.

No hay comentarios:

Publicar un comentario